Ir al contenido principal

Cosas que pasan en mi pueblo


Despacharon al vendedor de globos de colores
porque iba a pasar la procesión;
así el santo pasó sin ningún color,
pero el pueblo continuó con sus colores.
- Un abrazo vendedores de globos-

Comentarios

Carina Felice ha dicho que…
Sin palabras...
una vez mas, el Arte prevalecera.
Abrazos y gracias Mili!
Genial fotografia.
KUBAN ha dicho que…
Estoy de regreso por tu espacio y como siempre me llevo un gran sabor a versos. Gracias.
Manolo Jiménez ha dicho que…
Pocas veces se ha dicho más en menos. Encima con exquisitez, sin ruido pero golpeando donde duele.

Abrazos.
María Socorro Luis ha dicho que…
Pues qué pena. El santo pasaría desolado...

Siempre tan certera.

Abrazo. Soco
caracola ha dicho que…
Un placer leerte siempre.

Versos irisados que tiñen de esperanza.
Yo tambien abrazo a los vendedores de globos.

Un abrazo poeta.
Samuel Rego ha dicho que…
Como siempre. La religión (no la fé verdadera)en lugar de consolarlas, devora a las personas.
¡Exquisito! y en su justa medida
SAMlu2
MarianGardi ha dicho que…
Las supertición ya tiene bastantes colorines, no necesita más, por eso despacharon al vendedor de globos jejeje
Un abrazo Milagros y cariños
Anouna ha dicho que…
Cuando veo la naturaleza, tan llena de color, pienso en por qué algunos lugares "santos" son tan blanco y negro ¿? Acaso la Divinidad será así?, o será tan colorido como la misma naturaleza?.
La gente quedó igual con colores, el vendedor los soltó todos y se elevaron al aire, y al mirar hacia el cielo, la multitud vió tanto al Santo y a los globos. Hay cosas que nadie podrá sacar, al menos de los corazónes.

Besos Milagros, ESCRIBEME!!

Anouna
Javier Sánchez Menéndez ha dicho que…
Un abrazo muy fuerte.

Es necesario.

Otro para ti Milagros.

Entradas populares de este blog

Saborear el presente

Volver a saborear el presente
como un manjar
y comunicarte sin cobertura.
Iniciar el descenso
dejándote llevar por la corriente
sin oponer resistencia . Atreverse con nuevas fragancias ,
texturas y sabores.
Decir NO a los platos mal condimentados.
Elegir miel de ternura.

De vez en cuando.

De ves en cuandolas nubes descienden y sus estratos me atraviesan como puñales; pasan de largo, pero me dejan heridas de ausencias que enfrían la vida. Mi sangre se empantana con el escalofrío del sin deseo; mis ojos vuelven a ver espectros en la añoranza; la brújula se vuelve loca entre maletas incompletas y relojes demasiado impacientes. Me quedo en el andén de una estación apuntalada esperando sin espera. Me olvide tomarme las pastillas de la vida y ya no suenan campanas que me hacían brincar como chotilla moviendo la quietud de la hierba.

Duele

Duele que se haga de día 
y ver que durante la noche
has caminado por un estercolero
sin verlo ni notarlo
y estar rodeada de basura
que no sirven para nada .

Montañas de vivencias
desechables, sin reciclaje,
te cortan el paso
sin avance posible.

Duele y te sientes estúpida.

Pero te das cuenta
que no caminas sola ,
muchos otros caminan de vuelta
con el amanecer,
y vas equipada
para dejar atrás
tus despojos.