Ir al contenido principal

Locura

Se ha cortado el hilo conductor
y los satélites dejan de emitir señales.
Vuelve la incomunicación,
las imágenes superpuestas,
el sentimiento al rojo vivo,
los alaridos de viejos fantasmas
arrastrando cadenas de nuevo.
Todo vuelve al inicio como si de nada
hubiera servido las etapas andadas,
porque caminaba en circulo.
Se vuelve a descolocar la realidad
y a la visión global la envuelve una neblina.
Sólo una idea es el centro de todo:
“ El fuego”
Y en torno a él giran y giran las máscaras
en un ritual que intenta suplantarme,
anularme y hacerme una iniciada.
Sin energía ni capacidad,
para decir: ¡ Basta!
Y todo por tener una sensibilidad desbordante
que no es indiferente a sus llamas







Fotos Goyo Hueso




Comentarios

MarianGardi ha dicho que…
Caras girando en un ritual de locura sin fin.
Locura, locos estamos todos un poco, tocados sin remedio.
Milagros nos presentas una bonita y alarmante exposición.
Muchos besos
Ana ha dicho que…
Se pueden ver las máscaras de tu poema, y hasta palpar ese fuego. Me ha encantado.

Muchos besitos.
anabel ha dicho que…
Realmente impacta e impresiona cada letra de este poema, si yo fuera amiga de dar consejos(que no lo soy) te dir´´ia que alejes de ti esas mascaras terribles y dejes de girar.
La sensibilidad y la belleza te har´´an sufrir, seguro, pero son mejores aliadas.

Un fuerte abrazo, amiga.
Manolo Jiménez ha dicho que…
El poema es impactante, las fotos también sobretodo la última.

Siento el desasosiego que creo has intentado transmitir, al menos es lo que percibo.

Abrazos.
Leo ha dicho que…
Que te pasa mi amiga, si no fuera por la sensibilidad que tienes, no serías poeta, y de las buenas.

Fotos de impacto y poema muy sentido.

Besitos y abrazos, querida Milagros.
Leonor.
Antonio Alfonso Alonso ha dicho que…
Ay, te voy a dar trabajo de chamán ya que a los poetas sólo os quieren en las estanterías de las bibliotecas...
sam rock ha dicho que…
Tu sensibilidad salta por encima de las llamas para que aparezcas totalmente liberada de los malos espíritus que rodean la existencia.

Un fuerte abrazo
Sir Bran ha dicho que…
Me han encantado las imágenes... y como no... el texto incitador y pausado... de un saber escribir.
Un besiño.
Celia ha dicho que…
¿Qué es la locura? La pérdida de la razón. Y si no tienes razón... desconoces la locura.
Algo se ha movido dentro de mí al ver las fotos. Y el poema, una vez más, con la sensibilidad propia de ti.
Un beso.
Ana Márquez ha dicho que…
Una forma magistral de explicar lo inexplicable. Besitos
Samuel Rego ha dicho que…
Dicen que todo es cíclico en la historia de la humanidad, pero la realidad es que siempre ha estado en el mismo sitio, estancada. Tú pones el acento en la verdad, lo tremendo no es quemarse, lo tremendo es no sentirlo cuando sucede.
Un besote
Azrael ha dicho que…
Genial, te ha quedado genial, Milagros. Una exposición preciosa y perfecta. Un abrazo forte, forte.
Anouna ha dicho que…
Milagros, por qué será, que hay veces, lo confieso, que cuando me miro en mí espejo, me veo tal cual como tus máscaras que nos presentas en estas fotografías impactantes. Será que se me corta el hilo conductor y los satélites dejan de emitirme señales???

Me quedo pensando, para decir ese Basta!! con la misma intensidad de tu extraordinario Poema.

Besos de miel y caramelo, pero comunicadas satélitalmente, aún.

Anouna
hechiceradelbosque ha dicho que…
hermoso. gracias por compartir. un beso grande.

Entradas populares de este blog

Saborear el presente

Volver a saborear el presente
como un manjar
y comunicarte sin cobertura.
Iniciar el descenso
dejándote llevar por la corriente
sin oponer resistencia . Atreverse con nuevas fragancias ,
texturas y sabores.
Decir NO a los platos mal condimentados.
Elegir miel de ternura.

De vez en cuando.

De ves en cuandolas nubes descienden y sus estratos me atraviesan como puñales; pasan de largo, pero me dejan heridas de ausencias que enfrían la vida. Mi sangre se empantana con el escalofrío del sin deseo; mis ojos vuelven a ver espectros en la añoranza; la brújula se vuelve loca entre maletas incompletas y relojes demasiado impacientes. Me quedo en el andén de una estación apuntalada esperando sin espera. Me olvide tomarme las pastillas de la vida y ya no suenan campanas que me hacían brincar como chotilla moviendo la quietud de la hierba.

Duele

Duele que se haga de día 
y ver que durante la noche
has caminado por un estercolero
sin verlo ni notarlo
y estar rodeada de basura
que no sirven para nada .

Montañas de vivencias
desechables, sin reciclaje,
te cortan el paso
sin avance posible.

Duele y te sientes estúpida.

Pero te das cuenta
que no caminas sola ,
muchos otros caminan de vuelta
con el amanecer,
y vas equipada
para dejar atrás
tus despojos.