Ir al contenido principal

Moncayo huele a madre







Moncayo huele a madre
su cumbre convertida en gran ubre,
se derrama por sus laderas
en ríos de lactancia universal.
Los trinos de los pájaros son nanas;
y todo nacimiento, múltiple y diverso,
dá sus primeros pasos agarrado a su falda.


Foto Milagros

Comentarios

reltih ha dicho que…
REITERO: TU INSPIRACIÓN NO TIENE LÍMITES.
BESOS
sam rock ha dicho que…
Milagros, ¿qué tienen las montañas de seres que vigilan nuestros pasos? Coincidimos también en eso.

Un fuerte abrazo
Laura Caro ha dicho que…
Jo, Milagros, me gustan tus poemas en general, pero éste es una preciosidad.
Un abrazo.
MarianGardi ha dicho que…
Es Maya, la Tierra que nos vio nacer.
Si, huele a ubre y a pastel de nata.
Muchos besos
Fernando ha dicho que…
"es la cumbre por fin, la última cumbre y mis ojos en torno hacen la ronda, y trazan el perfil a la redonda, de media España y su fanal de lumbre" Gerardo Diego y tú sois poetas de intensidad y grandeza. Un saludo cordial para ti y otro para la cumbre de El Moncayo.
Ardilla Roja ha dicho que…
Indiscutible y precioso poema, Milagros.

Una clara muestra del orgullo que siente una hija del Moncayo por su tierra.

Enhorabuena, me ha gustado mucho.

Un beso
Anónimo ha dicho que…
Que lindooo!!!
Me prestas alguna poesia para mi blog, firmando con tu nombre claro!
anabel ha dicho que…
Levantas los ojos y todo se vueve poesía entre tus dedos. Los cierras, y tu alma, hecha poesía se vuelca en versos intimistas.

Gracias.

Un abrazo.
Pedro F. Báez ha dicho que…
La cima, la madre, la teta del mundo. Madre nutricia. Alma mater. Ubre que nos da de mamar a todos y nos sustenta. Encumbrado poema que al describir, re-traza el relieve y la geografía de este monte con bellísimas, inusitadas y verosímiles imágenes. Un nuevo triunfo, Milagros. Te abrazo.
Antonio del Camino ha dicho que…
¡Qué maravilla! De qué modo más poético expresas lo que para muchos sólo es una montaña más. Y es que hay que saber mirar para poder ver. Y ver, para poder expresar lo que uno contempla. Tú no sólo lo haces, sino que lo haces con nota altísima.

Mi aplauso y mi abrazo.
medianoche ha dicho que…
¡Qué belleza!...

Saludos
M. Angel ha dicho que…
Hola Milagros. MONCAYO HUELE A MADRE, y vos sois la madre de todos los versos.

Placer pasar por tu blog

Abrazo sincero
M. Ángel
Anouna ha dicho que…
Hermosura en estado puro, como me gusta a mí eso.

Eres toda sensibilidad, eres la mejor poeta que conozco.

Mi cariño y admiración siempre, bella imágen.

Besos, Anouna
Edurne ha dicho que…
El Moncayo te inspira, amiga... está más que claro! Y que bebes de sus ubres, también!
Esos trinos reconvertidos en nanas mañaneras te despiertan la musa dormida y zis-zas, nos regalas un hermoso paisaje pintado con el corazón...!

Besitos de espuma!

Entradas populares de este blog

SOL Y SOMBRA

Sol y sombra conviven  en mi  disputándose el cielo,  pero nada ni nadie puede  alcanzar ese espacio  que tengo en heredad Desde .él me asomo a la miseria  de la humanidad que me aborda  viendo como naufragan todos  los desvarios.



Saborear el presente

Volver a saborear el presente
como un manjar
y comunicarte sin cobertura.
Iniciar el descenso
dejándote llevar por la corriente
sin oponer resistencia . Atreverse con nuevas fragancias ,
texturas y sabores.
Decir NO a los platos mal condimentados.
Elegir miel de ternura.

De vez en cuando.

De ves en cuandolas nubes descienden y sus estratos me atraviesan como puñales; pasan de largo, pero me dejan heridas de ausencias que enfrían la vida. Mi sangre se empantana con el escalofrío del sin deseo; mis ojos vuelven a ver espectros en la añoranza; la brújula se vuelve loca entre maletas incompletas y relojes demasiado impacientes. Me quedo en el andén de una estación apuntalada esperando sin espera. Me olvide tomarme las pastillas de la vida y ya no suenan campanas que me hacían brincar como chotilla moviendo la quietud de la hierba.